Playas y montañas de Río de Janeiro

Río de Janeiro es la capital del estado de Río de Janeiro, ubicada en el sureste de Brasil. Sin duda, se trata de la ciudad más turística y popular de este país. Río de Janeiro es un icono de Brasil. Visitarla es un placer para los sentidos.

Río es una inmensa ciudad playera, una metrópoli que abraza al mar, al océano Atlántico durante kilómetros y kilómetros, convidando al baño sin solución de continuidad. Pero también se trata de una ciudad rodeada por montes maravillosos que le dan una perspectiva muy especial.

1º. Flamengo:

En la Bahía de Guanabara se encuentra la primera playa importante, no aconsejable para el baño, pero especialmente agradable por el parque colindante, Aterro do Flamengo, obra del paisajista Burle Marx.

2º. Botafogo:

La siguiente playa es la de Botafogo, de blanca y limpia arena, donde se encuentra el Yacht Club de Río.  La ensenada de Botafogo, una playa de casi un kilómetro en forma de medialuna sobre la Bahía de Guanabara con vista hacia el morro Pan de Azúcar, constituye una postal muy típica de Río.

3º. Pan de Azúcar:

Es un morro situado en la boca de la bahía de Guanabara sobre una península que sobresale en el océano Atlántico.  Está a 396 metros del altura. Es un icono de Río y un lugar magnífico para contemplar la ciudad. Se puede  subir en teleférico hasta su cima donde hay un restaurante.

4. Copacabana: 

En esta playa sensual comienza la llamada orla marítima, el culto al cuerpo. Es una de las playas más famosas del mundo y ofrece todo de tipo de actividades tanto de día como de noche. Es frecuentada por niños, turistas, familias y, sobre todo, por las y los esculturares cariocas.

5º. Ipanema:

Esta bella playa es, junto a la de Copacabana,  una de las más conocidas de Río de Janeiro. Destaca por ser un destino turístico gay. También es una buena playa para el surf.

6º. Jardim Botánico:

El Jardín Botánico de Río cuenta con 83 hectáreas de bosques y 54 hectáreas de zonas cultivadas. El jardín presume de  más de 40 mil plantas, y unas 6725 especies diferentes. Uno de los mejores y más grandes jardines botánicos del mundo.

7º. Corcovado:

Es recomendable ir en un pequeño tren de cremallera, que tarda uno 20 minutos en subir, atravesando la llamada Floresta da Tijuca, una espesa selva tropicla que rodea el monte. El famoso Cristo Redentor corona la cima del Corcovado, desde donde se tienen excelentes vistas del Pan de Azúcar, el Botafogo y toda la bahía de Río.

Comments are closed.