Saltar al contenido

Mezquita de Al-Hakim, una joya de El Cairo

Feb 18, 2016
La mezquita de Al-Hakim

El Cairo, capital de Egipto, tiene numerosos hitos turísticos. Uno de los más destacados son sus mezquitas. Como país musulmán desde hace siglos cuenta con un buen número de mezquitas.

Situada al lado de Bab al-Futuh, en el inicio de la calle Al-Mo’ez, se  divisa una de las mezquitas fatimíes más grandes  y bellas de El Cairo: la mezquita de Al-Hakim. Sin duda, una visita inolvidable por el Cairo Islámico.

Acabada en el año 1103 (empezó a levantarse en el año 990), la espectacular  mezquita de Al-Hakim es una de la más antiguas de El Cairo, si bien pocas se ha utilizado como lugar de culto. Sin embargo, ha sido usada como prisión de los cruzados, almacén, establo, escuela e incluso, teniendo en cuenta el carácter de su conocido fundador, como un manicomio.

La mezquita de Al-Hakim

Un grupo chií ismaelita decidió restaurla durante la década de 1980,  aunque a causa de su plaza de planta abierta y a su escasa decoración no resulta muy  interesante para los turista.

Las auténticas obras maestras de la mezquita de Al-Hakim son sus dos magníficos minaretes de piedra, los más antiguos que se conservan en El Cairo, merced, en parte, a una restauración  realizada  por Beybars al-Gashanskir tras  un terremoto en el año 1304.

La planta de la mezquita es un rectángulo con varias irregularidades, en el que se inscribe un patio central rectangular cuyo perímetro se define por arquerías. El pasillo del mihrab se refuerza través de su su altura y ancho, mayores que el resto, así como su final en una sorprendente cúpula sobre trompas. Además, la estructura de la mezquita es de ladrillo revestido de piedra en su cara exterior.

Por último, la entrada de esta mezquita cairota es un espacio monumental, lo cual no suele ser muy característico de las mezquitas, con un acceso elaborado mediante un gran arco retranqueado respecto la línea de fachada. Este carácter diferencial se debe la ubicación de la mezquita, justo en una de las puertas de la ciudad.