Saltar al contenido

Melun, una grata sorpresa francesa

Jul 6, 2015
Río Sena por Melun

Melun es una bella ciudad ubidada en el departamento de Sena y Marne y en la región de Isla de Francia (Francia). Se halla a 45  kilómetros de París, en concreto en un meandro del Sena, situado entre las comarcas de Brie y Gâtinais.

Río Sena por Melun
Río Sena a su paso por Melun (Francia)

La ciudad se distribuye en tres zonas. La orilla sur del Sena asciende levemente hacia el bosque de Fontainebleau. La orilla septentrional asciende de forma más brusca hacia Brie. Y en el río se extiende la isla de Saint-Étienne.

Debido  a su privilegiada situación estratégica, los reyes de Francia erigieron sobre el fuerte romano un poderoso palacio fortificado. La place Saint-Jean se encuentra rodeada de viejas casas. Asimismo, dos puentes llevan  a la isla de Saint-Etienne, cuna de la ciudad, donde  se ubica la iglesia de Notre-Dame, junto a una prisión.

Luego, recomiendo visitar la Iglesia de Saint-Aspais. Se trata de un fiel ejemplo del estilo gótico que todavía pervivía en la arquitectura francesa durante el siglo XVI. Su fachada, fue erigida casi en su totalidad por Jean de Félin, quien también levantó  la Tour Saint-Jacques que se puede ver en París. Esta iglesia todavía sigue en pie afortunadamente, pues sufrio serios bombardeos al final de la Segunda Guerra Mundial.

A continuación, se puede ir al Musée Municipal que está en el número 4 de la Quai de la Courtille. Este museo se ubica en una casa del siglo XVI propiedad de Nicolas Fouquet, ministro de Finanzas del rey Luis XIV y vizconde de Veaux y de Melun. En este museo se pueden ver testimonios de la historia local, dos notables bodegones del pintor flamenco J.Van Hulsdonck y un excelente bronce francés de fines  del siglo XVI.

Por último, cerca de Melun, se debe acudir a Dammarie-les-Lys. Se trata de un parque rodeado de singulares construcciones entre las que destacan las ruinas de la abadía de Notre-Dame-du-Lys, levantada en 1244 por el rey Luis IX según el deseo de su madre, Blanca de Castilla, cuyo corazón fue llevado a la abadía después de su muerte en  1253.