Saltar al contenido

‘Finnmarkslopet’, la carrera de trineo de perros más larga de Europa

Mar 12, 2014

Finnmarkslopet_-Kjell-O-Brun

Cada mes de marzo se celebra la carrera de trineo de perros más larga y septentrional de Europa en el Norte de Noruega en la que más de 170 participantes pugnan por ser los más rápidos. La ‘Finnmarkslopet’ se ha afianzado en el campo deportivo como la carrera reina del invierno por ser la competición de trineo de perros más importante de Europa. En el año 2013 hubo un total de 129 participantes, llamados mushers, representando a 13 países diferentes.

La carrera apareció en  1981 con el objetivo de dar más relevancia a un deporte tan importante y popular en el norte de Europa hasta llegar a ser todo un icono en las carreras de trineos de perros a nivel mundial. La carrera se compone de dos modalidades, FL-500, cuyo recorrido es de 500 kilómetros por las montañas de la Laponia Noruega y FL-1000, recorrido de 1.000 kilómetros que llega a  Kirkenes.

Ambas modalidades arrancan de Sorrisniva, al lado Alta, y dura hasta el 15 de marzo. Durante estos días  los participantes tienen que  superar cualquier situación adversa o cambio meterológico propio del norte de Noruega.  Más de 170 participantes compiten en ambas modalidades.

Para quienes quieran asistir a este evento deportivo como espectadores,  Finnmarkslopet ofrece varios packs de excursiones y otros packs de excursiones con perros huskies, safaris en motos de nieve, safaris para observar la aurora boreal, y la opción de pasar una noche en el Hotel Igloo, situado  en Alta.

Kirkenes y Alta cuenta con aeropuertos de mucho tráfico aéreo, con varios vuelos diarios que conectan con Oslo y Tromso, dos grandes ciudades de Noruega; también hay otros aeropuertos más pequeños en el norte de Noruega. Incluso se pueden alquilar coches en ambos aeropuertos, con seis empresas diferentes en el aeropuerto de Alta y cuatro empresas en el aeropuerto de Kirkenes.

Por último, Hurtigruten (El Expreso del Litoral) navega junto a la costa, bordeándola hacia el norte; dura seis días completar el recorrido que va desde Bergen hasta Kirkenes, antes de volver al sur. El crucero costero da la oportunidad de poder observar el sol de medianoche en verano, o la aurora boreal en invierno.

Foto vía El blog de Kayak