Saltar al contenido

Gdansk, una belleza polaca

Abr 9, 2015

Gdansk sobresale como la sexta mayor ciudad de Polonia y la mayor ciudad portuaria de esta nación europea. Entre 1975 y 1998 fue la capital del desaparecido voivodato de Gdansk y, desde 1998, es la capital del voivodato de Pomerania. En esta localidad se encuentra el conocido astillero donde se fundó el sindicato Solidaridad.

Gdansk se ubica en la costa del mar Báltico, junto a la desembocadura del río Vistula. Fue la puerta marítima de Polonia y tesoro de la cultura burguesa. Bella y próspera, fue con frecuencia  objeto de deseo, por lo que muchas veces tuvo que pelear  por su independencia y soberanía.

Gdansk  ha sabido conservar todo el esplendor que tuvo en su día como una de las sedes fundamentales de la potente Liga Hanseática, cuya riqueza se refleja en muchos de sus edificios.

La Ciudad Vieja o la Ciudad Principal está cortada por las calles Dluga, con la Puerta de Oro, y Dlugi Targ, que finaliza en la Puerta Verde. En estos metros se dan cita un buen número de  monumentos, galerías de arte y talleres de orfebrería.

Se pueden ver los edificios del Ayuntamiento, de estilo gótico, desde cuya terraza se divisa una bonita panorámica de la ciudad, y el de la Corte del Rey Arturo, donde los patricios de Gdansk acogían a sus soberanos. Muy cerca se halla la Casa del Oro, icono de la riqueza de la burguesía de la ciudad, y en frente la Fuente de Neptuno.

Por otro lado, hay que pasear por la calle Mariacka, empedrado y misterioro callejón, de estrechos edificios y amplias terrazas, bajo las que en sus sótanos de bóvedas bajas, existen bonitas tiendas de bisutería de ámbar. Asimismo, en el eje de la calle Mariacka se alza la gran Basílica de Santa María, el templo gótico de ladrillo más grande del continente europeo.

Por último, Gdansk es conocida  por sus originales espectáculos teatrales, especialmente los que se realizan durante la época veraniega.  Al lado del muelle de Orlowo funciona  el Teatro Municipal de Gdynia, cuyos cimientos se encuentran sumergidos en las aguas de la Bahía de Gdansk.