El cementerio Père-Lachaise de París

El cementerio de Père-Lachaise es el más extenso, célebre y prestigioso de los cementerios parisinos y el espacio verde más vasto de la ciudad tras los bosques de Boulogne y Vincennes, al este de la ciudad. Sin duda, es una de las necrópolis más famosas de todo el mundo. Un lugar ideal para pasear, relajarse, disfrutar y captar un magnetismo especial.

Creado, después de los cementerios de Montmartre y Montparnasse, en 2004 celebró su bicentenario. Entre sus huéspedes ilustres se cuentan Jim Morrison, Oscar Wilde, Moliere, Chopin, Apollinaire, Marcel Proust, Modigliani, Nerval, Balzac, Victor Noir, Sarah Bernhardt  y Edith Piaf.

Al promulgarse en 1870 una ordenanza que prohibía los cementerios urbanos, el de Montmartre y el de Montparnasse fueron trasladados a extramuros, seguidos por el Père-Lachaise. Fue instalado en la colina de Champ-Levequ, una antigua heredad campestre que había pertenecido a los jesuitas.

Su diseño fue encargado al arquitecto Thèodore Brongniart, quien ya se había encargado de la construcción de la Bolsa de París. A la burguesía parisina no le gustó el lugar, donde en 1804 sólo estaban enterradas 13 personas. Hubo que esperar al traslado de los restos de Eloísa y Abelardo, y de Moliere y La Fontaine en 1817, para que el Père-Lachaise conociera por fin el éxito.Em 1830, ya albergaba 33.000 tumbas.

Durante la Comuna, en mayo de 1871, casi 200 hombres, mujeres y niños que aquí se había refugiado, fueron fusilados por las tropas gubernamentales de Versalles. El Muro de los Federales, catalogado como monumento histórico, les recuerda.

Père-Lachaise cuenta con 44 hectáreas, 70.000 concesiones y un millón de inhumados. Además, se trata de un enorme pulmón verde con 5.300 árboles y un bello conjunto de monumentos funerarios de eclécticos estilos.

Cada año, alrededor de más de dos millones de personas van a curiosear por las alamedas de Père-Lachaise y a rendir homenaje ante las tumbas de numerosas personalidades literarias y artísticas que aquí descansan.

Père-Lachaise dispone de cuatro entradas, las dos más importantes dan al Boulevard de Menilmontant. Las estaciones de Metro más cercanas son Philippe Auguste, Gambetta y Pere Lachaise y los autobuses  26, 61 y 69.

La entrada es gratuita, si bien las visitas guiadas cuestan de 5,65 a 4,15 euros. Por úlitmo, este cementerio abre  de lunes a viernes desde las 8.00 a las 18.00  horas;  y los sábados de 8.30 a 18.00.

Foto vía Rock en Argentina