Saltar al contenido

Kinsale, una maravilla irlandesa

Ene 27, 2013

kinsale

Kinsale es uno de los puertos de Irlanda con más encanto y belleza. Se encuentra a 30 kiómetros de Cork . Sus alrededores  figuran entre los lugares más singulares de Irlanda. Varios personajes conocidos  pasan sus vacaciones de verano  en Kinsale.

En primer lugar, destaca  la Giant’s Cottage, una pequeña casa azul, así como varias casas abigarradas. Los fines de semana y los festivos  multitud de personas de Cork y de otros lugares llegan en gran número a este lugar. Especialmente en verano se transforma en un pueblo muy turístico.

Además, se tiene que  visitar el Museo de la Ciudad ubicado en en el antiguo tribunal (Court House). Está abierto todo el año de martes a sábado, de 10.30 a 13.00 horas y de 14.00 a 17.30 horas, y los domingos de 14.00 a 17.30 horas. La entrada vale unos 2.5 euros. Recientemente reformada, el edificio se construyó en  1600.

Merece la pena fijarse en la imponente fachada de inspiración flamenca de 1706 y el campanario con weather-fish. En el interior, destaca un curioso cajón de sastre con varias piezas interesantes. Asimismo, se debe contemplar la vieja sala del tribunal.

Después, se puede ir a la iglesia de Saint Multose. Data del siglo XII y aún tiene su gran torre cuadrada de origen normando. En su interior, sobresalen  algunos monumentos funerarios del siglo XVI.

Además, se debe visitar el Fuerte Charles (Charles Fort). Importantes restos de un fuerte del siglo XVII, edificado en el espolón de Summer Cove. De mediados de marzo a octubre, está abierto todos los días de 10.00 a 18.00 horas; entre noviembre y mitad de marzo,  solamente abre los fines de semana. La entrada vale 3.50 euros.

En la actualidad,  es una de las fortificaciones más notables  de Irlanda con un original diseño  en forma de estrella. Para llegar, se pasa  por la carretera por la colina de Scilly, el barrio de los pescadores y las antiguas cottages. Desde la carretera que domina el fuerte, se disfruta de un espléndido panorama de la bahía. Enfrente, de la misma época, se encuentra  el Fuerte James que también custodia la entrada del puerto.

Foto vía Sobre Irlanda