El David de Miguel Angel Buonarrotti

Florencia es una de las más bonitas ciudades de Italia y cuenta con un amplio patrimonio histórico, cultural, artístico y arquitectónico. Entre sus sobresalientes obras de arte existe una que destaca especialmente: El David de Miguel Angel. Todo aquel que viaja a Florencia debe ver esta enorme escultura que causa admiración en todo el mundo.

El David es una escultura de mármol blanco que mide casi cuatro metros y medio realizada  por Miguel Ángel Buonarroti entre 1501 y 1504 por encargo de la Opera del Duomo de la Catedral de Santa María del Fiore de Florencia. La escultura presenta al Rey David bíblico poco antes de enfrentarse a Goliat. Se trata de  la escultura cumbre de Miguel Angel y en ella se observa en todo su esplendor el genio escultórico de este artista italiano.

Además,  El David es una de las obras maestras del Renacimiento  y una de las esculturas más conocidas de toda la historia. Actualmente se halla expuesta en la Galería de la Academia de Florencia; concretamente está en la Tribuna erigida para alojarlo por el arquitecto Emilio de Fabris.

Sin embargo,  hasta 1873 estuvo ubicada en la Plaza de la Señoría de Florencia; desde ese año en su lugar se puedfe ver una copia de la obra a tamaño real. Para Florencia, El David representa un símbolo de poder de sus familias y su comuna.

El visitante de nuestros días, aparte de poder admirar el original en la solemne tribuna con un espacio y un sistema de iluminación que resalta su grandeza, se encuentra con las copias de la plaza o la que preside el mirador de Miguel Angel, delante de San Miniato al Monte, desde donde se disfruta de una de las más bonitas perspectivas de Florencia.

Por último, en El David destacan el tamaño, la tensión dinámica de un cuerpo vigoroso, la clara herencia de los escultores de la Grecia clásica, la terribilita de Miguel Angel, la pasión del rostro y la perfeccion anatómica de los miembros del cuerpo.