Trípoli, la bella del Mediterráneo en Libia

Cómo está la cosa últimamente por los países del norte de África… Viendo hoy las imágenes de la Plaza Tahrir de El Cairo se me ha venido a la mente el fin de semana de arquitectura e historia que pasamos en Trípoli, la capital de Libia. Es una pena que tanta belleza y esplendor puedan perderse en la intranquilidad de muchos turistas a viajar hasta aquí.

Porque está claro que el turismo se va a resentir, y mucho. Y, vuelvo a repetirlo, es una pena, porque la mezcla de culturas y la historia tan impresionante que guarda Trípoli es para admirar. Es de esas ciudades en las que perderse un detalle es delito turístico. El bullicio y la animación se confunde a veces con los retratos de Gadafi. Están por todas partes.

Trípoli es una ciudad de contrastes. Lo mismo puedes pasear por un barrio de pequeñas callejuelas, que perderte en el tráfico caótico de eternas avenidas. Enormes edificios se mezclan con casas destartaladas. Casi todas ellas os llevan al puerto. Pero mejor lo dejáis para el atardecer, cuando las vistas son fabulosas.

¿Cuáles son los lugares que no deberíamos perdernos en Trípoli?. Por ejemplo la Assai al-Hamra o castillo rojo, construido en el siglo XVI, así como el Arco de Marco Aurelio, la Gran Mezquita de finales del siglo XIII y el Museo Nacional. Aunque pasear por Trípoli es ir descubriendo ruinas romanas, palmerales, viejos cafés y pequeños mercadillos.

Y es que por Trípoli ya estuvieron mucho antes que nosotros fenicios y romanos. No quedan muchos restos de aquellas épocas, aunque no nos conformamos con poco en Trípoli. Tenemos la Mezquita de Tainal, construida en el siglo XIV, o la Mezquita Madraza, del mismo siglo, o los baños árabes del siglo XVII.

Como véis, casi todo lo que queda de la Trípoli antigua pertenece al periodo otomano. La parte moderna es la que se derrama en su paseo marítimo y sus largas avenidas en las que reinan los eucaliptos.

Tal vez no sea uno de los países más seguros para viajar, pero Libia y su capital, Trípoli, nos descubren un mundo fascinante. No en vano creo que es una de las ciudades más hermosas del Mediterráneo.

Foto Vía Awams

Comments are closed.